31 oct. 2017

Puigdemont se asesora con el abogado de ETA en Bélgica para pedir asilo

Carles Puigdemont sopesa pedir asilo en Bélgica para eludir la acción de la Justicia española, que podría juzgarle por rebelión, sedición, malversación y otros delitos. El president destituido de la Generalitat se ha entrevistado esta tarde con un abogado especializado en derechos humanos que en el pasado ha defendido a miembros de la banda terrorista ETA para asesorarse sobre las posibilidades de recibir protección internacional en Bélgica. “Sí, soy el abogado de Carles Puigdemont”, ha confirmado a La Vanguardia Paul Bekaert, el abogado que consiguió evitar hace cuatro la extradición a España de la etarra Natividad Jauregui, localizada en Gante después de 34 años a la fuga. Fuentes cercanas al expresident confirmaron a este periódico que tenía intención de buscar asesoría jurídica en este entorno en Bélgica

“Si necesita defensa jurídica, seré yo quien le represente”, ha asegurado Bekaert. Se define como “un abogado pro Derechos Humanos” y dice “conocer bien España” y los “procesos políticos” que se practican en el país. “Pueden pedir asilo, pero no puedo predecir cuál será la decisión. En el pasado he defendido vascos y siempre hay sorpresas, es imposible predecir cómo va a acabar”, ha admitido Bekaert, que recalca que en Bélgica no es el Gobierno federal belga quien decide sobre estos casos sino una autoridad independiente, el comisario general de asilo, que debe aplicar la Convención de Ginebra. En caso de recurso, la decisión final estaría en manos de un juez federal especialista en asilo.

En Bélgica no es el Gobierno federal belga quien decide sobre estos casos sino una autoridad independiente
En conversación con La Vanguardia, el abogado flamenco,explica que “lleva 30 años defendiendo a vascos” (miembros de ETA que buscaron refugio en Bélgica). Bekaert ha evitado precisar si el expresident de la Generalitat ha acudido a su despacho, situado en Tielt, al oeste de Gante o si lo ha hecho solo o acompañado de los cinco exconsellers con los que se cree que ha llegado hoy a Bélgica. De acuerdo con fuentes próximas al Govern consultadas por este diario, se trataría de Joaquim Forn (PDeCAT), Meritxell Borràs (PDeCAT), Antoni Comín (independiente), Dolors Bassa (ERC) y Meritxell Serret (ERC). Según estas fuentes, habrían salido de Catalunya de madrugada para viajar en coche hasta Marsella y, desde allí, viajar a Bruselas en avión.

El viaje de Puigdemont y sus exconsellers a Bruselas se produce un día después de que el secretario de Estado de Asilo, el soberanista flamenco Theo Francken, dijera que “no era irrealista” pensar que hubiera políticos catalanes que buscaran asilo en Bélgica, uno de los pocos países de la Unión Europea que “en casos excepcionales” ofrece asilo a los ciudadanos comunitarios. El primer ministro belga, Charles Michel, le llamó de inmediato al orden, al igual que hicieron sus otros dos socios de coalición. El líder de la oposición socialista francófona, Elio Di Rupo, ha pedido a Michel que dé explicaciones sobre la visita de Puigdemont. “Está en juego la credibilidad del país”, ha advertido.
Publicar un comentario